6 de marzo de 2015

ESCABECHE DE ÑAME

Desde pequeña  aprendí, como toda puertorriqueña que toda festividad no está completa si no hay en ella un escabeche para saborear. Nos define culturalmente y tradicionalmente; el de guineitos con mollejas, ese no puede faltar en días festivos navideños en ninguna mesa u ocasión. 
En casa por ejemplo para la temporada de cuaresma desfilaba en nuestra mesa el "escabeche de pescao" parte tradicional de la mesa de cuaresma en nuestra tierra. Por aquello de los que  no comen carne en la temporada. 
En la actualidad con la evolución de nuestra cocina, en la que intentamos sacar mayor provecho a los productos que nos ofrece nuestra tierra, podemos encontrar escabeche de casi cualquier verdura que imagines.
Hoy la propuesta que te presento, es un paso a paso muy simple para elaborar unos deliciosos ñames en escabeche, que llevarán a tu mesa el exquisito sabor y textura del ñame a un nivel completamente diferente.
Se dice que el escabeche nos viene de nuestra madre patria España, hay quien asegura que viene del lado Árabe y otros lo llevan a tiempos tan remotos como los Romanos. A ciencia cierta no se decirte de donde nos viene ésta deliciosa forma de elaborar el plato. Lo que si puedo decirte es que se decía que el vinagre era la forma idónea  para conservar las carnes y las comidas, en tiempos tan lejos como los Romanos. Cosa que puedes comprobar tu mismo, cuando elaboras un escabeche pues este tipo de elaboración tiene la peculiaridad de cuanto mayor tiempo en la nevera, sabe mejor. Por eso la recomendación de que lo prepares el día antes de consumir, para que todos los sabores penetren y funcionen su sabor. El Escabeche de Ñame es ideal para los que guardan la tradición de no consumir carne en la temporada, para los que comen pescado o cualquier tipo de carne, pues lo preparas al horno o de la forma que prefieras y lo acompañas con  el Ñame en Escabeche, si eres vegetariano este es el plato ideal para ti, así simple sin nada más tal como lo vez






INGREDIENTES

6 A 7 ruedas de ñame hervidos
2 cebollas medianas
6 dientes de ajo
3/4 taza aceite canola
3/4 taza de aceitunas
6 hojas de laurel
1/2 cdta. comino
1 cda. sazón completo
1/2 cdta. adobo
1/3 taza. pimientos morrones en tirillas
sal a gusto

 Antes de comenzar con el proceso del escabeche deberás hervir el ñame, la consistencia debe ser mas bien durito para que aguante el proceso de cocción y reducción de jugos del escabeche sin romperse.Reservar.  En una olla tamaño mediana, verter el vinagre
 La  Cebolla Cortada en rodajas
 El aceite
 El ajo laminado
 Las aceituna
 Las hojas de laurel, encender a fuego medio alto
 Añadir el comino

 Sazón completo, adobo
 Añadir los pimientos  morrones, sal a gusto
 Mover con un cucharon, permitir que la cebolla cocine hasta estar translucida
 Cortas las rodajas de ñames cocido en cubos
En  una olla grande a fuego medio alto poner los ñames , verter sobre ellos los ingredientes del escabeche, mover
A fuego alto permitir reducir los jugos, mover ocasionalmente. Tan pronto reduzcan los jugos retirar del fuego, dejar alcanzar temperatura ambiente, luego que este a temperatura ambiente verter en un recipiente, tapar bien y llevar a la nevera por toda una noche. Consumir al día siguiente.

1 de marzo de 2015

MUFFINS DE ESPINACA

 El introducir poco a poco alimentos saludables en nuestra dieta diaria nos ayuda a asimilar su sabor y relacionarnos con los beneficios que nos brinda su consumo.  Si se te hace difícil introducir nuevas verduras, a tu alimentación o a la de tus hijos, es bueno que sepas que puedes hacerlo poco a poco de una forma atractiva y sana a la vez, que te ayudará a asimilarla a ti y a ellos, al momento de presentarla cruda delante de tu familia o tus niños pequeños.No hay  mejor forma de hacerlo que  con estos   ricos "muffins". elaborados con la verdura de hoja más temida y a la vez famosa en la niñez de nuestros tiempos, en los que se presentaba a "Popeye"; quien la consumía para adquirir toda la fuerza necesaria para luchar contra las adversidades y sus enemigos. 
 Si bien es cierto que esto era solo una fantasía, hay que admitir que no estaba la caricatura de nuestros tiempos, lejos de la verdad. Con todos los beneficios conocidos, relacionados a las propiedades de la espinaca no hay por que no consumirla, seriamos tontos si no le ofreciéramos a nuestras familias la oportunidad de alimentarse de tal forma que lo que le lleves a la mesa les proteja y le arme con los nutrientes necesarios para combatir las enfermedades.
Se asegura que la espinaca contiene antioxidantes que nos protegen del daño celular, como las enfermedades degenerativas, el cáncer y enfermedades relacionadas al corazón. Podríamos estar el día hablando de las propiedades de la espinaca y no terminaríamos. A todo esto, le sumamos su poco contenido en calorías , no hay excusas para no utilizarla. En especial  si estas lactando o embarazada por su alto contenido en ácido fólico y vitamina B9 .
Las espinacas han sido por siempre mis preferidas, mas aún en estos momentos de mi vida que busco que todo lo que consumo sea de bienestar para mí, mi salud y mi cuerpo. No importa si es cruda o cocida.
 No quise dejar de pasar la oportunidad de traerte esta propuesta que es dulce como nos gusta pero observando como cuidarnos dentro de lo que comemos, incluyendo en ella los elementos que le darán un rico sabor y a la vez te ayudará a familiarizar a los tuyos poco a poco con una alimentación que les dará salud y una mejor perspectiva de vida.Por que .... para comer sano, no hay que perder el gusto por el buen sabor!!!


INGREDIENTES
1 taza de espinaca (  medida después de pasada por la licuadora o magic bullet, sin añadir líquidos)
1 3/4 taza de harina integral
1/4 taza de avena
1 cdta. Baking Powder ( Polvo de Hornear)
1/2 cdta. sal
3/4 taza de azúcar negra
2 huevos
1/4 taza de almendra  ( más adicional para decorar)
1/2 cdta. nut meg
1/2 cdta. canela molida
1/2  barra mantequilla derretida
1/2 taza de leche
1 cda. aceite canola






En un recipiente grande, verter la harina integral

La  avena
 Baking Powder  ( Polvo de hornear), la sal.
 Mezclar
 La canela y el nut meg, mezclar
 El azúcar negra
 Mezclar, reservar
  En un recipiente aparte; verter los huevos, añadir la mantequilla previamente derretida
 Batir con una batidor  "globo" de mano
 Verter sobre los ingredientes secos
 Mezclar con movimientos envolventes
 Añadir la leche, mezclar con movimientos envolventes con una espátula o cucharón



 Cuando la mezcla sea una homogénea, añadir las almendras
 Mezclar con movimientos envolventes
 Añadir el aceite mezclar

 Verter sobre el molde o sobre vasitos de cup cakes
 Decorar con las  almendras adicionales. Hornear a 350 grados hasta que introduzcas un palillo y
salga limpio.

 Llevar sobre una parilla y enfriar


23 de febrero de 2015

ARROZ CON CEBOLLA


El comer sano representa un reto, cuando nuestro paladar , criollo no por naturaleza,  más bien adquirido culturalmente, se niega a dejar las cosas que hemos saboreado, disfrutado y alimentado desde pequeños. Son muchas las veces en mi vida que intente bajar de peso, realmente he probado de todo, desde batidas, lugares donde compras tus alimentos preparados, a dietas que suprimen los carbohidratos, de hecho una vez estuve en una dieta en la que solo consumía huevo y atún. El resultado, siempre terminaba abandonando los planes que realmente no consistían en ningún plan que pudiese mantener a lo largo de mi vida, más allá de unas cuantas semanas de tortura y sufrimiento que al fin y al cabo me llevaban a dejarlos y darme un atracón tras otro hasta recuperar el peso perdido y más. 
Es que realmente no tenía ninguna razón valiosa para mi en aquellos momentos, solo el lucir un poco mejor de lo que me veía,  puro interés banal para mí en aquel tiempo. 
Ahora todo es diferente, se trata de mi salud, se trata de tomar el control de lo que soy y hasta donde quiero llegar o vivir...
Y gracias a que me encontré con médicos que se preocuparon un poco más allá, he podido lograr lo que he logrado ; ochenta y una libras menos de peso, en tan solo casi ocho meses de mi vida, que han logrado cambiar la  forma en que me alimento, vivo, veo y espero de la vida. Tomar control de tu vida no representa en dejar de comer todo lo que nos gusta. Se trata de realizar pequeños cambios, que poco a poco resultarán en un gran resultado final. Como toda puertorriqueña me encanta el arroz, he reducido su consumo a solo tres veces en semana. He moderado o cambiado la forma de la preparación, estos cambios me están llevando a realizar otros más determinantes para mi salud y mi vida. No se trata de abstenerse en todo lo que te gusta, se trata de eliminar lo que te hace daño, controlar la forma en que elaboras lo que comes y sobre todo, comer en porciones. Planificando siempre con anterioridad tu plan de alimentación para que no tengas que consumir a última hora lo que no te conviene comer.
 Este arroz con cebolla, además de tener una apariencia atractiva a tu  vista, es delicioso en sabor, elaborado con las grasa en menor cantidad y dañinas posibles, utilizando aceite de canola, cebolla,  caldo de carne bajo en calorías y grasas y sopa de de cebolla. Ingredientes que harán de este arroz uno delicioso sin la necesidad de añadir grasas de tocineta como lo harías de forma común sin cuidarte; si tu deseo es añadir el crujiente y el sabor a la tocineta , sencillo compra de pavo y listo. A mí me gusta así tal como lo ves, simple...pero delicioso.
La porción correcta, una taza por comensal.
INGREDIENTES

1 Cebolla grande cortada en plumilla
1 cda, aceite canola
1 lata cebolla  Grench  Onios Cambells de 10.5 onzas
1 lata de  "Beff Broth" Caldo de carne  (Swanson  por que tiene menos calorías por taza, y es 100 libre de grasa ) de 14.5 onzas.
2 tazas arroz
1 cdta. sal

En una olla a fuego mediano verter el aceite
Añadir la cebolla
Tan pronto se torne translucida, añadir la sopa de cebolla
Dejar hervir
Añadir el caldo de carne.
cuando comience a hervir añadir el arroz
Dejar hervir
Añadir la sal, mover
Dejar reducir líquidos
Cuando seque completamente
Mover de adentro hacia afuera, para que el arroz cocido suba y el de arriba cocine mejor, tapar, bajar a fuego lento hasta que el grano se encuentre completamente blando.












Si te gusta esta receta también puedes ver...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...